Alioli

La salsa original

Sin Foto

 

Su nombre original «all-i-oli» significa ajo y aceite, que hace alusión a sus ingredientes principales.

Esta salsa es originaria de Egipto y los romanos la adoptaron e introdujeron en el resto del Mediterráneo.

 

Ingredientes

 

  • Ajos, dependiendo de qué va a acompañar y según gusto

  • Aceite de oliva virgen extra, la que admita

  • Sal, según gusto

 

Elaboración

Machar los ajos en un mortero con un poco de sal. Hay que macharlos mucho para que quede una pasta lo más fina posible.

Llegado a este punto se añade el aceite muy despacio, casi gota agota, mientras se remueve todo con la maza con movimientos circulares, realizados siempre en el mismo sentido. Esto hace que el aceite se integre en la pasta y emulsione adquiriendo un aspecto y textura parecidos a la típica mahonesa.

Cuando adquiera la textura deseada rectificar de sal.

 

Comentario

Acompaña muy bien carnes, pescados, arroces secos, verduras, mariscos...

La mejor manera de que no se corte es dedicándole tiempo, la paciencia en la elaboración es el mejor consejo para obtener éxito.

Según la salsa va integrando aceite, el fuerte olor y sabor a ajo va disminuyendo, quedando al final una salsa medianamente suave y con un picor medio. Para que el picor de la salsa no sea excesivo, utilizar ajos de España, los que vienen de Asia son demasiado picantes para esta salsa.